En nuestro blog de Espau Pilates vamos hablar del músculo Piramidal.

El musculo piriforme más bien conocido por Piramidal debido a su forma, es un músculo que se encuentra en la parte profunda de la región glútea. Es de forma aplanada y triangular con un vértice externo cuya función principal son la rotación externa y abducción (AB) de cadera.

El llamado síndrome del piramidal en muchas ocasiones pasa camuflado al ser confundido con la ciática.  Hay pruebas específicas las que hacen distinguir una dolencia de otra.

Es importante tenerlo perfectamente identificado ya que en su rehabilitación deben emplearse técnicas diferentes.  Las principales  diferencias entre síndrome piriforme y ciática radican en que en el piriforme la intensidad del dolor se concentra en el glúteo y desde allí va a sus alrededores, mientras que en la ciática el dolor se inicia en la espalda e irradia hacia el glúteo y la parte posterior de la pierna.

El nervio ciático es comprimido o irritado siendo las causas más habituales:

Insuficiencias biomecánicas:

Es necesario valorar la biomecánica del pie, pierna y sacro así como de pelvis y estructuras implicadas, con maniobras específicas y descartando otros orígenes.

Sobrecarga en el entrenamiento que pueden pasar desde pasar de la inactividad o vida sedentaria a hacer un deporte o actividad física a no correr con calzado adecuado por superficie duras o realizando  pilates no seguir estrictamente con las instrucciones de nuestro monitor que adaptara el ejercicio a nuestra condición física. En estos casos el nervio piramidal sufre una contractura y comprime el nervio ciático el piriforme se irrita y sufre un espasmo. 

Se manifiesta como una pequeña molestia a un dolor agudo que nos limita incluso inválida para poder llevar una vida “normal”. Se manifiesta como un dolor sordo en la zona del glúteo, dolor descendiente por la parte posterior del muslo pantorrilla y en los casos más graves al igual que con la ciática llegando al talón.

Ese dolor lo notaremos al subir o bajar pendientes o escaleras, un dolor mayor al pasar mucho tiempo sentados y viendo afectado el rango de movilidad de la cadera.

Su rehabilitación no es excesivamente lenta pero haciendo los ejercicios de pilates y estiramientos adecuados hará que vaya desapareciendo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR